Autorizan permanencia de soldados extranjeros en el país

El Gobierno de Nicaragua autorizó el ingreso al país de oficiales militares de Estados Unidos, Rusia, México,  Venezuela, Cuba, Taiwán y de las Fuerzas Armadas Centroamericanas, que participarán en tareas de intercambio de experiencias con fines humanitarios de adiestramiento y cooperación en la lucha contra el narcotráfico.

El presidente Daniel Ortega avaló la entrada de equipos y militares de esos países mediante un decreto publicado el pasado jueves en La Gaceta y que fue remitido a la Asamblea Nacional para su ratificación en el plenario legislativo.

El período para el cual se permite la movilización rotativa de los militares extranjeros en mención,  comprende del 1 de enero al 30 de junio de 2019.

Roberto Cajina, consultor en temas de seguridad, explicó que esta medida “no es nada anormal ni debe provocar suspicacias”.

Agregó que este decreto presidencial se hace “en cumplimiento de lo establecido en la Constitución Política correspondiente, en este caso, al primer semestre de 2019, de tal forma que no debe considerarse como algo fuera de lo normal ni constituye movimientos “sospechosos” del Ejército de Nicaragua”.

Anteriormente, explicó Cajina,  estas “autorizaciones se hacían de forma puntual, es decir, una a una las autorizaciones de ingresos o de salidas, pero desde hace un tiempo, quizás por algo que podría llamarse economía procesal legislativa, se hace dos veces al año, cada una referida al siguiente semestre”.

El decreto indica que los norteamericanos donarán equipos y materiales al Ejército de Nicaragua “conforme al programa de asistencia para la seguridad militar y la lucha contra los estupefacientes”.

Los militares de Estados Unidos podrán realizar operaciones antinarcóticos por aire y mar, mientras  embarcaciones y personal de los Estados Unidos tiene autorizado “efectuar hasta tres escalas en el Puerto de Corinto, en apoyo de operaciones antinarcóticos, en colaboración con la Fuerza Naval del Ejército de Nicaragua”.

Los equipos y militares norteamericanos podrán ingresar de forma rotativa al país para hacer patrullajes antinarcóticos, para abastecerse de combustible y prestar apoyo en tierra, en el Aeropuerto Internacional Augusto C. Sandino o en cualquier otro aeropuerto nacional, para realizar también operaciones de búsqueda y salvamento de emergencia, dice el decreto. 

Mientras 12 “efectivos militares de las Fuerzas Especiales de los Estados Unidos trabajarán en capacitaciones e intercambios conjuntos, combinados con el Batallón de Tropas Navales Comandante Richard Lugo Kautz, del Ejército de Nicaragua.

Rotativamente también ingresarán al país 230 militares rusos para participar en intercambios de experiencias, asistencias y capacitaciones, que incluye fines humanitarios y lucha contra el narcotráfico.

Por Venezuela vendrán 30 “efectivos militares”, por Cuba serán 50 y por México 80 efectivos.  El decreto no especifica cuántos militares taiwaneses estarán en el país, en el período mencionado.