Dos tenistas argentinos protagonizaron una fuerte discusión en la cancha

El tenis es un deporte que suele caracterizarse por el respeto que se tienen los jugadores entre sí. La caballerosidad es una insignia de la disciplina y, en ese aspecto, un claro ejemplo de ello es Roger Federer. Sin embargo, dos argentinos protagonizaron un hecho lamentable en el Challenger de Montevideo. Facundo Argüello le dijo de todo a Carlos Berlocq, quien lo había provocado previamente, e incluso lo invitó a pelear afuera del recinto. Charly ganó el partido por 6-3, 3-6 y 7-5, pero cuando terminó, el drama se desencadenó.

Todo comenzó cuando iban 5-5 en el tercer set. Según distintas fuentes, Berlocq chicaneó y apuró a su rival cuando le tocaba a Argüello ejecutar su servicio. En ese momento, Facundo calló su enojo. Sin embargo, cuando el cotejo terminó y los tenistas debían saludarse, el cordobés de 26 años enloqueció y empezó a increpar a Carlos.

El número 351 del ránking ATP no quiso darle la mano a su contrincante, y le gritó: “Tenés 35 años, no madurás más. No madurás más, chabón”, a lo que Charly respondió “Tenés la adrenalina alta. Te hice un comentario nada más”. Esa frase hizo enojar mucho más a Facundo, que exclamó: “Madurá, chabón. ¿Te la aguantás? Vení afuera, a ver si te la aguantás. Te espero afuera a ver si sos tan gallito. Cagón“.

Berlocq no se dejó llevar por el momento y contestó: “No, no me la aguanto. Te tengo miedo. Nunca me peleé en mi vida, me vas a matar“. Ahí, Argüello tuvo el apoyo de la gente ya que, al parecer, la actitud de Carlos no fue la mejor para con su rival. El incidente no pasó a mayores, Facundo se retiró al vestuario y el ganador del encuentro permaneció en la cancha por algunos minutos más.

Finalmente, ya en frío, Facundo Argüello se expresó en las redes sociales aunque mantuvo su enojo por la actitud de Charly: “Qué lástima que un tipo así sea tan sorete, no aprendió nada en lo largo de su carrera. Se ve que necesita hacer todas estas cosas para ganar. Tipos mala leche si los hay, que lastima. Quiero aclarar después de tanto que se habló, que el partido lo perdí bien y es el justo ganador. Lo que no se hace es necesitar ensuciar siempre los partidos para ganar. Ya está. No hay que darle tanta importancia. Son cosas que pasan y ahí queda. Saludos“.