Pep Guardiola da la cara por el City

El técnico del Manchester City, Pep Guardiola, respondió sobre la posibilidad de que las entidades rectoras del futbol impongan una sanción al campeón de la Premier League por los presuntos intentos de evadir las reglas de Fair Play Financiero.

El City ha dejado que Guardiola sea quien responda las preguntas sobre los mensajes internos que salieron a relucir en medios europeos, mientras los ejecutivos se niegan a hablar al respecto. El club inglés no ha cuestionado la autenticidad de las conversaciones que muestran cómo utilizó empresas vinculadas a Abu Dabi United Group, el consorcio propietario del equipo, para aumentar los ingresos en un intento por reducir las pérdidas y cumplir con las regulaciones de la UEFA.

“Si hay algo indebido, seremos castigados”, declaró Guardiola en una conferencia de prensa de cara al derbi del domingo contra Manchester United.

El City, que ha sido propiedad del jeque Mansour de Abu Dabi durante una década, fue castigado por la UEFA en 2014 por violar el programa Fair Play Financiero. El acuerdo de conciliación consiguió que el club sólo perdiera 20 millones de euros (23 millones de dólares) en premios monetarios de la Champions League.

“Al final, la UEFA, FIFA y la Federación Inglesa tendrán que determinar si hicimos mal”, agregó Guardiola. “Si hay algo indebido, lo aceptaremos, pero yo escucho lo que mi club me ha dicho y confío mucho en ellos”.

No hubo respuesta a un correo electrónico enviado a tres funcionarios del área de medios del City en busca de comentarios sobre el hecho de que Guardiola discutiera la posibilidad de que el club enfrente sanciones. El City, sin embargo, envió el viernes un comunicado por correo electrónico para anunciar un nuevo contrato hasta 2023 para el extremo Raheem Sterling.

Manchester City, adquirido por Abu Dabi United Group en 2008, se exponía a la expulsión de la Champions League en 2014, si una Comisión de Finanzas de la UEFA hubiera concluido que el club inglés había quebrantado el “Juego Limpio Financiero”, reglamento que se concibió para mantener a raya el gasto excesivo en fichaje.

Der Spiegal, revista alemana, es el medio que encabeza la difusión en Europa de los documentos conocidos como “Football Leaks”.

Der Spiegal también informó la semana pasada que el City amenazó con destruir a la UEFA mediante acciones legales antes de alcanzar un acuerdo en 2014 para renunciar a 20 millones de euros (22,8 millones de dólares) en premios.

Der Spiegel publicó documentos del City en que sus dirigentes indican que “sin ingresos significativos adicionales, el cumplir con el FFP (Juego Limpio Financiero) de la UEFA NO SE podrá lograr”.