Lady Gaga vive su entrega de premios más amarga

Aunque esta temporada de premios es la primera a la que asiste como una estrella de cine por derecho propio, nominada además por su trabajo en la película ‘Ha nacido una estrella’, Lady Gaga no está pudiendo disfrutar a fondo de los saraos posteriores a las entregas de galardones.Tras la gala de los Globos de Oro, la actriz decidió no pasarse por ninguna de las fiestas que se habían organizado en distintos puntos de Los Ángeles para en su lugar retirarse temprano y pasar algo de tiempo de calidad con sus familiares y amigos.

Y este domingo tampoco pudo codearse con el resto de los actores y actrices más famosos de la industria después de los Critics’ Choice Awards, en los que triunfó en la categoría de Mejor Canción por su tema ‘Shallows’ y Mejor Actriz, un honor que compartió a partes iguales con la veterana Glenn Close.Nada más concluir el espectáculo, Gaga abandonó a toda prisa el evento para regresar a casa junto a su querida yegua Arabella, que recibió como regalo de parte de su discográfica en 2015 y que tristemente falleció unas horas más tarde.

“Me siento muy honrada y afortunada de haber ganado como Mejor Canción y Mejor Actriz junto a Glenn Close esta noche. Me explota el corazón de orgullo. Pero también me entristece mucho tener que contaros que justo después del show me enteré de que mi querida ángel Arabella, mi yegua, se estaba muriendo. Me apresuré a acudir a su lado para decirle adiós. Su nombre significa ‘entregarse a la oración’. Es y era un animal precioso. Nuestras almas y espíritus eran uno. Cuando ella sufría, yo también. Jamás olvidaré todos los momentos que compartimos: nuestros largos paseos, cabalgar juntas por los desfiladeros o darle de comer galletas… Siempre será parte de mí”, ha explicado la artista en un mensaje difundido en sus redes sociales, que ha concluido con unas palabras dirigidas a su querida compañera: “Estoy desolada, pero lo único que quería era que se acabara tu dolor y que las puertas del cielo se abrieran para ti. Te quiero, chica”.