Javier Bellot: “Importar por Ilo ya es regular, ahora tenemos que exportar”

Javier Bellot, presidente de la Federación de Entidades Empresariales de Cochabamba (FEPC), celebra la regularización que va adquiriendo el empleo del puerto de Ilo en desmedro de los puertos chilenos. Se comenzó con la importación, aunque con cifras mínimas. Lo que falta es la exportación.

– ¿Cómo están actualmente las importaciones y exportaciones por Ilo?
– El país no ha hecho inversiones de un solo dólar en el puerto de Ilo, pero se ha convertido en una alternativa clara y concreta para nuestras importaciones. Hemos recibido informes de que en enero se importaron 30 mil toneladas de productos, y esa cantidad probablemente se ha mantenido después, porque importar por Ilo ya es algo regular.

– ¿Y las exportaciones?
– En eso todavía estamos haciendo muchos esfuerzos para resolver un tema logístico,  pero el 30 de este mes vamos a tener un encuentro binacional en Cochabamba para coordinar estos aspectos. Vienen empresarios y autoridades de Perú. Otra cosa, el 9 y el 10 de abril va a haber una reunión en Rondonia para poder reactivar la hidrovía Ichilo-Mamoré. Es importante para nosotros reactivarla, toda vez que no se pudo hacer la carretera a Beni.

– ¿Qué es lo que se va a discutir en este encuentro de fin de mes?
– Temas logísticos para la exportación. Todo lo que nos preocupa en materia coordinación en la disposición de los contenedores, itinerarios de arribo y salida de los barcos con carga y otros.

– ¿Qué llega y qué podría salir por Ilo?
– Material sulfato de sodio, fierro en bovinas, fierro en barra y otros materiales tradicionales, como el aluminio, productos, sobre todo para Cochabamba y Santa Cruz.

– ¿Son significativas esas 30 mil toneladas? ¿Cuánto cargan, por ejemplo, de los puertos chilenos?
–  Ah, no se compara. En el otro lado estamos cerca de las 300 mil toneladas. Pero Arica comenzó así, hace 15 años. Antes de eso, todas nuestras operaciones las hacíamos vía Antofagasta e Iquique, y Arica tenía patrones de 10 mil, 15 mil toneladas. ¿Y qué ha pasado? Han empezado a buscar Arica, y hoy es el principal puerto para nuestro país.

– ¿Entonces podemos decir que esas 30 mil toneladas importan no por la cantidad, sino por la proyección que ofrecen?
– Por la alternativa. Cuando usamos Ilo, pensamos desde el punto de vista de la alternativa. Antes Chile, no hacía el mayor esfuerzo para que crucemos por allí. Ahora con Ilo nos atienden mejor, pero Perú no se queda atrás. Entonces iremos donde mejor nos traten. El anteaño pasado contabilizamos más de 150 días de paro acumulados en un período de cuatro años en Chile. Eso es medio año de paro. Ahora con Ilo, ya no tenemos eso. Chile tiene que repensar de no tener escenarios de paro. Y eso significa tratarnos mejor.

– ¿Y en costos? ¿Cuáles son las ventajas y desventajas?
– Si ponemos en la balanza,  Chile nos ofrece grandes movimiento de carga y flujo de barcos, pero los estándares tardan de cinco a 15 días en el despacho, tanto de importación como de exportación. En Perú tardan 15 minutos exagerando. En costos, Chile es 15 o 20 por ciento más caro que Perú. Esas son sus condiciones. Si usted quiere exportar bananos o cualquier producto fresco no puede salir por Chile, porque debe tener la certificación de estar libre de la mosca. Si no lo tiene no va a poder sacar ni un maní por ese territorio. Perú en cambio homologa la certificación que da el Senasag de Bolivia. Ésas son las ventajas y desventajas.